Más de Cultura

La Tarraco más oculta sale a la luz

Arqueo Tours es una aplicación que permite conocer los restos de la antigua ciudad romana y localizarlos en nuestras calles

NÚRIA RIU

Whatsapp
Una de las fichas hace referencia a este local de la calle Méndez Núñez. FOTO:  PERE FERRÉ

Una de las fichas hace referencia a este local de la calle Méndez Núñez. FOTO: PERE FERRÉ

El local del antiguo Forn del Cigne, en el número 64 de la Rambla Nova, ahora se conoce por la tienda de ropa femenina Woman Secret. Sin embargo, en el año 1929 en este punto se localizó un importante conjunto de esculturas de mármol que decoraban el collegium fabrum, la sede de una asociación de trabajadores de la construcción de la época romana. Entre las piezas que se recuperaron había una ninfa dormida, una figura femenina vestida y un Hércules infantil, unos objetos que forman parte de la colección del Museu Nacional Arqueològic de Tarragona, cuyos detalles sobre su hallazgo pueden conocerse gracias a la aplicación para tabletas y móviles Arqueo Tours.

El investigador y secretario de la Reial Societat Arqueològica Tarraconense (RSAT), Òscar Martín, y la bióloga Meritxell Navarrete están detrás de esta herramienta, que desde esta semana ya está disponible a través de Android y en los próximos días lo estará también desde iOS. La aplicación tiene una versión gratuita, a través de la cual puede accederse a una veintena de referencias sobre los yacimientos arqueológicos de la ciudad. Estas están sincronizadas con el sistema GPS, de forma que sus usuarios pueden identificarlos en el momento y hacer la lectura in situ.

Permanente actualización

Por otro lado, la versión Pro cuenta con cerca de 500 fichas, distribuidas por el conjunto de la ciudad, además de rutas preseleccionadas. Junto con los textos, también están disponibles mapas, audios, fotografías, bibliografías y noticias sobre los últimos descubrimientos, que irán ampliándose y actualizándose para mantener la aplicación viva.

Arqueo Tours es un proyecto en el que Òscar Martín lleva más de dos años trabajando. «Conozco el patrimonio y los restos, pero a veces entre las calles actuales te cuesta saber dónde se localizaba un determinado yacimiento o dónde encontraron físicamente los objetos que hay en los museos y si me pasa a mi, que me dedico a ello, cómo lo hará el resto de la gente», apunta Martín.

Con el objetivo de dar una respuesta a estas personas interesadas en el patrimonio, este arqueólogo empezó a trabajar en la iniciativa cuyos objetivos son muy claros. En primer lugar, facilitar el conocimiento de un patrimonio inédito en todo su conjunto como es el de Tarraco. Y aquí se incluyen tanto los monumentos que forman parte del complejo Patrimonio de la Humanitat, como aquellos espacios en los que aún no se ha excavado y las únicas referencias de las que se dispone son bibliográficas. Y, en segundo lugar, facilitar el conocimiento de la arqueología a partir de un lenguaje divulgativo, que llegue a la gente, pero con el rigor científico de los profesionales que hay detrás del proyecto. En este sentido, incorpora un glosario para que los usuarios no se pierdan detalle de las explicaciones y hacer más comprensibles los textos que, por otro lado, también serán accesibles de cara a los turistas, ya que estos podrán leerlos en el idioma de su dispositivo.

Más rutas

Dice Martín que la iniciativa nació desde la «curiosidad» y con el objetivo de «ayudar a difundir» el patrimonio de la ciudad. Y con esas ideas se fue a Tarragona Impulsa donde recibió un asesoramiento y una ayuda que le permitieron despegar la idea, que recientemente ha podido acabar de aterrizar gracias al programa de ayudas en el ámbito de la cultura que el Ayuntamiento de Tarragona impulsó para hacer frente a la Covid.

A partir de esta primera versión, Òscar Martín ya está pensando en seguir ampliando los contenidos, con nuevas rutas temáticas, también de otras épocas históricas. Y es que este arqueólogo considera que «debemos aprovechar las potencialidades de la tecnología y el uso democratizador de los smartphones» para cubrir una asignatura que era pendiente.

Temas

Comentarios

Lea También